Formato de Desaparecidos
Registro Nacional de Desaparecidos


Eventos

¿Quiénes Somos?

La Ley 589 de 2000, creó la Comisión Nacional de Búsqueda de personas Desaparecidas como un organismo permanente, encargado de apoyar y promover la investigación del delito de desaparición forzada, acatando las competencias de las instituciones que la conforman y las facultades de los sujetos procesales.

La Comisión podrá diseñar, evaluar y apoyar la ejecución de planes de búsqueda de personas desaparecidas y conformará grupos de trabajo para casos específicos.

El decreto 929 de 2007, en su artículo 1°, otorga carácter permanente a la Comisión de Búsqueda de Personas Desaparecidas, y fija como su objetivo primordial, apoyar y promover la investigación el delito de desaparición forzada, con pleno respeto de las competencias institucionales y de las facultades de los sujetos procesales.


La misma norma señala que,para cumplir con esta finalidad, la Comisión diseñará, evaluará y apoyará la ejecución de planes de búsqueda de personas desaparecidas y conformará grupos de trabajo para casos específicos.

La Ley 971 de 2005, que reglamentó el Mecanismo de Búsqueda Urgente de Personas Desaparecidas, en el artículo 5°, inciso 4, ordena a los funcionarios judiciales quienes hayan activado éste mecanismo, informar de inmediato sobre dicha activación a la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas, para que se realicen las confrontaciones de datos que fueren pertinentes, a fin de recopilar información útil para el hallazgo de la víctima.

La Comisión de Búsqueda de Personas Desaparecidas ha impulsado, entre otras acciones estratégicas:

Reglamentación para su propio funcionamiento.
Reglamentación y apoyo a la puesta en marcha del Registro Único de Personas Desaparecidas.
Reglamentación e impulso al Mecanismo de Búsqueda Urgente de Personas Desaparecidas
Elaboración del Plan Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas
Apoyo en la definición de lineamientos para formular una política pública en materia de desaparición forzada de personas.

Por disposición de la Ley 589 de 2000, las labores de la Comisión de Búsqueda se extienden incluso a los casos acaecidos con anterioridad a su expedición, y por lo mismo, su mandato, objetivos y funciones, benefician al universo de víctimas de desaparición forzada, sin límite en el tiempo ni discriminación alguna.